Picture of Marcelo López
Marcelo López

Soy asesor y consultor de marcas en temas de branding , estrategias de marca y marketing digital. Con experiencia profesional en países como Perú, Chile, Venezuela, Colombia, Ecuador y Estados unidos .

Una marca exitosa implica mucho más que simplemente estar en digital.

 

Hay que digitalizarse. No se trata de si debemos o no pensar en la posibilidad de trasladar nuestro negocio al plano online. Se trata de que debemos hacerlo sí o sí,  si queremos prevalecer y reinar en el competitivo mundo moderno. Es prácticamente un cliché leer la frase “si tu negocio no está en internet, no existe”. 

 

Esta frase trae consigo una verdad irrefutable, pero destapa una cantidad de puntos a tener en cuenta que no muchos líderes de proyectos pueden ver a simple vista. No solo existe blanco y negro, se trata de muchas matices grises donde la digitalización de la marca  es la meta, pero el camino hacia ella no es una simple conexión entre el punto A y el punto B. Esto no significa que el absolutismo derivado de simplemente estar en internet sea erróneo, significa que debemos adaptarnos de forma tal que el hecho de “estar” trasciende al hecho de “ser”

La era digital.

Pensar que solo estar en digital será la salvación de nuestro negocio es un error garrafal que puede terminar pagándose caro. Tener una página web o una red social de nuestra marca no es garantía de más ventas ni mayor alcance, solo es la primera parada a un universo entero en el que debemos meternos de lleno si queremos lograr la digitalización de la marca.

 

No queda duda de que nuestra sociedad es cada día más consumista. Esto es bueno para la economía general, pues el libre mercado da oportunidades de crecimiento para todos. Pero en hechos históricos tan inesperados y trascendentales como la pandemia vivida en la tercera década del siglo XXI, se demostró que las personas pueden fácilmente descartar el consumo de productos que no sean de primera necesidad. Eso implica que si tienes una zapatería o tienda de accesorios, no solo servirá estar en digital para sacar tu marca adelante en una coyuntura mundial de esta talla.

 

Libérate de cadenas y logra la trascendencia perfecta de tu marca.

 

Pensemos en el verbo to be: ser y estar. Hamlet nos deleitó hace siglos con una frase que quedó para la historia: “ser o no ser, esa es la cuestión”. Estar en el plano web implica tener presencia, pero ser digital conlleva pensar en función al nuevo sitio donde nos encontramos. 

 

Veámoslo con un ejemplo: imagina que tenemos una tienda de accesorios que migró al plano web y tiene su tienda digital, con todos sus productos disponibles en redes sociales y demás canales de ventas. Internet no es un sitio para sentarse a esperar que las cosas pasen, en internet debemos trabajar con el fin de generar conversión mediante la estrategia de marketing adecuada para nuestro negocio. 

 

Simplemente estar no será suficiente. En cambio, si somos, si pensamos en digital, las cosas pueden cambiar mucho. Los beneficios   que se experimentan al manejar los conceptos de “ser y estar” de manera correcta es algo indescriptible que nos dará una visión más amplia para poder transformar nuestra marca.

 

 

 

Al transformar tu marca, también se transforma nuestra intención: ya no solo ofreceremos productos físicos, ahora también tenemos la posibilidad de proporcionar cursos online para hacer accesorios, o incluso consultorías a personas independientes para armar sus propias empresas de accesorios. 

 

Es necesario recordar que los escenarios que atraviesa cada marca son individuales y dependen mucho de los factores que engloban a nuestro proyecto. Pero, al final del día, la verdadera forma de alcanzar la tan anhelada trascendencia empieza cuando adoptamos el hecho de “pensar en digital” como un estado mental constante que asegurará el éxito

 

El momento para transformar tu marca es ahora. No limites a tu negocio con solo “estar”, libera su verdadero potencial y alcanza la digitalización de la marca.

 

 

 

 

Si te gustó el artículo compártelo en tu red social favorita